Alejandro Padilla, tras recibir un primer diagnóstico, tiene una rotura parcial del ligamento cruzado. De este modo, Padilla tendrá que someterse a una artroscopia para comprobar la zona afectada y posteriormente se le realizará un test para valorar el estado del ligamento. En función del resultado y la valoración médica, el capitán azulino se someterá a una operación completa o deberá iniciar otro tipo de tratamiento, desconociéndose actualmente el tiempo de baja estimado.

Padilla tendrá el preoperatorio el 25 de noviembre y la intervención en quirófano irá en función de la evolución del Covid-19.

Pin It on Pinterest