El Xerez Deportivo FC encara el final de la tercera semana de entrenamientos. Los xerecistas, han podido ejercitarse en dos ocasiones en Chapín y comienzan a recuperar el ritmo de competición. Uno de los jugadores que han vuelto en mejor estado de forma es Marcelo Villaça quien destaca que «al principio sufrimos algunos dolores musculares debido a la inactividad y al cambio de terreno, pero poco a poco vamos cogiendo sensaciones».

En relación a las diferencias entre una pretemporada normal y esta mini preparación para el playoff, Marcelo explica que «lo más duro ha sido pasar de correr en una superficie dura a correr en césped». Además, resalta que el cuerpo técnico está haciendo hincapié en «recuperar el aspecto físico y poco a poco van añadiendo aspectos tácticos de cara al partido frente al Ciudad de Lucena».

El equipo ya ha podido ejercitarse en tres ocasiones en Chapín, un terreno muy similar al que se encontrarán en Marbella para disputar el playoff. «El césped está perfecto. Es un lujo entrenar aquí». «Hemos vuelto para eso, pensando solo en un partido. Las ganas son máximas de que llegue el partido. La afición se está volcando y mostrando su apoyo desde el plano que le toca y estamos muy agradecidos».

Pin It on Pinterest