El Xerez B volvió a sumar de tres el pasado fin de semana, en un partido cargado de emoción en el que los xerecistas lograron la victoria en los últimos compases de partido. El autor del gol del triunfo fue Juli Pendín, que asegura que fue «un partido muy emocionante y disputado hasta el final, en el que todo el equipo hizo un gran partido y demostramos que podemos competir con cualquier rival y sobreponernos a cualquier cosa».

El canterano xerecista cree que «la victoria fue una gran infección de moral para el equipo, aunque sabemos que son sólo tres puntos y queda mucha liga».

Con esta victoria, el filial se coloca como líder en solitario tras un gran arranque liguero, sobre el que Juli afirma que «esta siendo muy bueno», añadiendo que «tenemos un gran equipo y sobre todo muy buen grupo, que al final es lo más importante. Desde el principio estamos trabajando y aprendiendo para poder luchar por cosas bonitas».

Precisamente ante la UD Algaida, Juli sufrió una grave lesión durante la temporada pasada y además, en pretemporada con el primer equipo y también contra el conjunto sanluqueño se volvió a resentir de la misma lesión. Para Pendín, el pasado choque se trató de «un partido muy especial, tenia ganas de demostrar y quitarme esas dos espinas».

Los azulinos no bajan el pie del acelerador y encaran un nuevo desplazamiento, esta vez ante el Recreativo Portuense. El futbolista azulino afirma que «afrontamos el partido con mucha ilusión de seguir en los puestos de arriba, sabemos que es un buen equipo y no será un partido fácil, tendremos que estar igual o mejor que la semana pasada para sacar algo positivo».

Para terminar, el canterano pide a la afición que «sigan apoyándonos como lo están haciendo, para nosotros es muy bonito que estén siempre pendientes. Entre todos tenemos que hacer un año ilusionante para el club y con su ayuda será más fácil para todos».

Pin It on Pinterest