Josu Uribe todavía no ha completado su primera semana en la ciudad, pero ya ultima los detalles de cara al partido frente a la AD Ceuta. El partido supondrá su estreno en el banquillo xerecista, en un partido donde se enfrentarán dos candidatos a disputar el playoff de ascenso. El técnico comparecía esta mañana en sala de prensa donde mostraba sus ganas por disputar los primeros puntos. «Se enfrentan dos de los mejores equipos del grupo. El Ceuta es una de las plantillas con más calidad del grupo, pero nosotros vamos a competir. Tenemos muchas ganas, mucha ilusión, respetando al rival, pero siendo conscientes de que nosotros también somos un gran equipo. Ellos tienen una propuesta de fútbol ofensiva y seguro que se podrá ver un buen partido de fútbol».

El debut de Uribe se producirá en una de las plazas más complicadas de la categoría, aunque asume que le gustan los retos y que prefiere empezar con este tipo de encuentros. «Me gustan los partidos buenos, pero siempre empezar con un equipo que le gusta jugar te ilusiona. Son partidos para medir bien el nivel del equipo y saber si el equipo puede competir de verdad esas cuatro plazas y un playoff si entramos. El Betis Deportivo y el Ceuta son dos de los mejores equipos del grupo».

Tras completar cuatro sesiones de entrenamientos, y a falta de las dos últimas, Uribe explica que el domingo el equipo debe mostrar alguna pincelada de su nuevo entrenador. «No vamos a cambiar demasiadas cosas, el equipo muestra buenas pautas de comportamiento, con pelota sobre todo, y hemos insistido mucho en el trabajo sin balón, en el trabajo defensivo».

Para el partido, el preparador xerecista podrá contar con los 18 jugadores disponibles del primer equipo. «Si no hay novedades en estas dos últimas sesiones, estarán todos disponibles, salvo Javi y Jesús». Precisamente sobre Casares destacaba que para su forma de entender el fútbol «es el perfil de jugador que busco». Además, explicaba que desde el pasado domingo ya tiene decidida la alineación del equipo, aunque no dio pistas sobre ello.

Retomando el tema del partido, la AD Ceuta solo ha concedido una derrota, aunque Uribe confía en repetir la gesta de la temporada pasada donde se logró vencer por un contundente 0-3. «Para ellos también va a ser un partido exigente, pero nunca sabes lo que puede pasar. En casa son muy fuertes, pero a nosotros no es fácil ganarnos. Iremos con nuestras armas a competir e intentaremos hacer daño al contraataque».

«Ganar sería un puntazo importante, quitarle tres puntos a un rival directo, ganar fuera de casa otra vez y seguir con esta buena dinámica. El equipo va a hacer un buen partido, está trabajando bien, hay un entrenador nuevo y en ese sentido tenemos tiempo para ir introduciendo las ideas que me gustan. Traernos los tres puntos sería dar un gran golpe de autoridad», continuaba explicando. «Va a ser un partido difícil en el que nosotros mandemos porque ellos son un equipo que mantiene mucho la pelota y no va a ser fácil quitarles el balón. Tenemos que tener la capacidad para ser inteligentes cuando tengamos el balón», finalizaba.

Pin It on Pinterest