El Xerez B perdió el invicto como local, aunque no fue en La Granja, sino en La Canaleja donde los azulinos cedieron los tres puntos ante un Jerez Industrial que supo aprovechar sus ocasiones para sacar adelante el partido.

Un comienzo de partido algo complicado. Los de Francis no lograban sentirse cómodos sobre el césped, aunque tampoco concedían ocasiones de peligro a sus rivales. La primera llegada fue por medio de Juli Pendín, que remataba centrado a las manos de Zarzuela. Poco después era Salvi el que lo intentaba de falta directa.

El arbitraje comenzó a ser el protagonista del encuentro. Ninguno de los dos conjuntos se mostraba conforme con la actuación de Patricia Luna, y muy pronto llegaría el punto de inflexión del partido. Basto, capitán xerecista, sería expulsado por doble amarilla en el minuto 41, y dejaba a su equipo con un hombre menos durante toda la segunda mitad.

Tras el paso por vestuarios, fue el conjunto visitante el que comenzó inquietando la meta de Marco Valle que, en hasta en dos ocasiones, salvaría a su equipo. Sería en la tercera llegada peligrosa de los industrialistas cuando lograrían el premio del gol. Xavi ponía el balón en la escuadra, imposible para el guardameta azulino, y adelantaba al cuadro visitante.

Las contínuas interrupciones con faltas hacían imposible que el Xerez B desplegase su juego combinativo, aunque el empate pudo llegar por medio de Juanjo, Maqueira y Juanan, aunque la más clara estuvo en botas de Juli, que se quedó sólo ante el portero en un rechace, pero no logró culminar la jugada.

No se vio mucho fútbol en los últimos minutos de partido, en los que el filial xerecista buscó a la desesperada el gol del empate ante un Jerez Industrial que se encerró atrás y jugó bien sus cartas para arrebatarle al Xerez B los tres puntos a domicilio.

Pin It on Pinterest